Un trabajador sanitario da positivo por ébola en Estados Unidos


El profesional atendió al paciente fallecido por el virus en Texas.


Noticia Radio Panamá | Un trabajador sanitario da positivo por ébola en Estados Unidos

| octubre 12, 2014


Un trabajador sanitario de Dallas ha dado positivo por ébola en pruebas preliminares, informaron este domingo las autoridades sanitarias de Texas. De confirmarse los resultados, se trataría del segundo caso diagnosticado de ébola en Estados Unidos, pero el primero conocido en ser contraído en el país.

MÁS INFORMACIÓN
No habrá vacunas contra el ébola hasta enero del 2015, según la OMS
“Mi hermana me advirtió el sábado: ‘No vengas a verme a mi casa”
Tres tratamientos en cinco días para intentar salvar a Teresa
El consejero de Sanidad de Madrid acusa a la enfermera de mentir
El afectado, cuya identidad no ha sido dada a conocer, es un trabajador del Hospital Presbiteriano de Texas y proporcionó atención médica al liberiano Thomas Eric Duncan, de 42 años, que se convirtió en el primer caso de ébola registrado dentro de Estados Unidos y falleció en ese mismo hospital el pasado miércoles.

Según un comunicado del Departamento Estatal de Servicios de Salud de Texas, el trabajador sanitario informó de que tenía fiebre baja en la noche del viernes, tras lo cual fue “aislado y sometido a pruebas”. Los resultados preliminares fueron recibidos “a última hora del sábado”.

De acuerdo con el protocolo, el afectado se someterá a una segunda prueba de confirmación que será realizada por el Centro de Control y Prevención de Enfermedades, el CDC, en Atlanta (Georgia). Mientras se esperan estos nuevos resultados, las autoridades locales han realizado un llamamiento a la calma.

“Sabíamos que un segundo caso podría ser una realidad y nos hemos estado preparando para esa posibilidad”, aseguró el comisario de Salud de Texas, el doctor David Lakey. “Estamos ampliando nuestro equipo en Dallas y trabajamos con extrema diligencia para impedir una expansión del virus”, agregó en un comunicado.

Según las autoridades locales, ya se ha entrevistado al segundo paciente para identificar todos los contactos que mantuvo o “potenciales exposiciones” al virus. Al igual que sucedió con Duncan, personas que tuvieron contacto con el trabajador sanitario después de que empezaran los síntomas serán supervisadas según el grado de contacto y “potencial exposición” al que estuvieron sometidas.

Tras el diagnóstico de Duncan, medio centenar de personas siguen bajo supervisión médica a la espera de ver si desarrollan síntomas que confirmen que se han infectado. De ellas, sólo se conoce la identidad de la novia del fallecido, Louise Troh, quien permanece aislada en una vivienda junto con uno de sus hijos y dos jóvenes que compartían el apartamento donde vivió Duncan antes de enfermar y que por tanto estuvieron más expuestos al virus.

album-art

Sorry, no results.
Please try another keyword
00:00