Se complica rescate de mineros; intentan nuevas vías


El rescate de los 65 trabajadores atrapados en la mina Pasta de Conchos de esta población, se complicó hoy debido a un derrumbe, por lo que se buscan nuevas alternativas para llegar hasta el sitio donde se encuentran los obreros.


Se complica rescate de mineros; intentan nuevas vías

| febrero 21, 2006

El rescate de los 65 trabajadores atrapados en la mina Pasta de Conchos de esta población, se complicó hoy debido a un derrumbe, por lo que se buscan nuevas alternativas para llegar hasta el sitio donde se encuentran los obreros.


El director general de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación, Arturo de León Vilchis, informó que en el transcurso de este día se espera la llegada de especialistas de West, Virginia Estado Unidos que apoyarán las labores de rescate.


Explicó que en principio, las cuadrillas de rescatistas pretendían comunicar las diagonales ocho y nueve de la mina, pero los trabajos se vieron obstruidos por un derrumbe.


Señaló que ante esta situación, se pretende hacer una conexión entre las diagonales para permitir la circulación del aire, aunque reconoció que las condiciones para laborar son de riesgo y los equipos necesitan de oxígeno suplementario ante la presencia de gas grisú.


«Se está buscando una alternativa distinta por los derrumbes y no hay condiciones para poder inyectar oxígeno pues se generaría el riesgo de una explosión y desde luego es una situación muy complicada en el rescate», dijo.


La madrugada del pasado domingo, se registró una explosión en la mina de carbón Pasta de Conchos, donde laboraban 78 trabajadores de los cuales 13 fueron rescatados con vida y 65 permanecen atrapados a más de 150 metros de profundidad y una distancia de 2.5 kilómetros de la boca de la mina.


El funcionario federal reiteró que por informes del Secretario del Trabajo, Francisco Salazar se espera la llegada de un equipo de rescatistas de West, Virginia, Estados Unidos para apoyar en las labores.


Por su parte, el gerente de la Mina del Grupo Industrial Minera México, Rubén Escudero, afirmó que hasta la mañana de hoy se habían avanzado 80 metros hasta el diagonal número 11 pero se detectaron derrumbes muy importantes.


Precisó que estos derrumbes provocaron regresar a la diagonal cinco y apuntalar la zona para mayor seguridad de los cuatro grupos de rescate que laboran en la mina.


Explicó que por el momento trabajan en turnos de ocho horas cuatro cuadrillas integradas por siete personas cada una, las cuales tratan de hacer una salida de aire, mientras que otros buscan intercomunicar las dos diagonales.


Por su parte, entre los familiares de los mineros atrapados hay desesperación y reclaman a los directivos de Grupo Industrial Minera México una mayor veracidad en la información ya que consideran no han sido realistas en cuanto a la expectativa de encontrar a los trabajadores con vida.


En las afueras de la mina permanecen unas 500 personas, entre familiares, amigos, y conocidos de los 65 mineros atrapados, con la esperanza de que sean encontrarlos con vida, a tres días de que ocurrió la explosión.


Soportando temperaturas de hasta dos grados centígrados bajo cero, los familiares son atendidos por paramédicos concentrados en la zona, en tanto esperan los informes de los directivos de la Mina y de las autoridades.