Reparto a domicilio con drones: ¿ficción o realidad?


Amazon anunció que planea repartir sus paquetes con drones. Pero algunos expertos creen que el proyecto se enfrenta a grandes desafíos. BBC Mundo explica algunos de ellos.


Reparto a domicilio con drones: ¿ficción o realidad?

rvence@aproinsa.net | septiembre 15, 2022

Si las empresas de entrega o couriers llevan a cabo lo que se proponen, el oficio de cartero, o repartidor de cartas y paquetes, podría convertirse en otro empleo que sucumbe a los robots, en este caso voladores. ¿Es posible que nuestros envíos empiecen a "caer del cielo"?

Primero fue Zookal, una empresa australiana que vende libros, y ahora es Amazon la que anunció planes de enviar paquetes a domicilio a través de drones.

Por el momento, la compañía hace el reparto de los paquetes por tierra mediante furgonetas y camiones, pero esto podría cambiar en cinco años. La empresa ya está trabajando en pequeños artilugios no tripulados de ocho hélices que se encargarían de este trabajo.

"Sé que suena a ciencia ficción. Pero no lo es", dijo el fundador del gigante de compras online, Jeff Bezos en el programa "60 Minutes" de la cadena de televisión CBS.

 

Según algunos expertos, lograr esto no va a ser muy fácil. Y la seguridad es el principal desafío al que se enfrenta Amazon.

"La idea de usar pequeños vehículos aéreos no tripulados para la entrega de bienes de consumo ha estado rondando desde hace unos años", dijo a BBC Mundo, Darren Dansell, especialista en vehículos aéreos no tripulados de la University of Central Lancashire.

"Está retrasada por la falta de tecnología para garantizar la seguridad de las operaciones de la aeronave, y los reglamentos previenen que operen más allá de la línea de visión sin que se conceden permisos especiales".

Regulaciones

Los drones, bautizados como Octocopters, serán capaces de repartir paquetes de hasta 2,3 kg en nada menos que en media hora, según Amazon. No obstante, la empresa reconoció que le podría llevar hasta cinco años hacer que el servicio comience a funcionar.

Entre otras cosas, todavía necesita el permiso de las autoridades reguladoras estadounidenses de la seguridad en el espacio aéreo.

"Las regulaciones están aquí por una buena razón: para proteger a otros usuarios del espacio aéreo de las colisiones y reducir al mínimo el riesgo de lesiones a las personas sobre el terreno. No está claro por el momento cómo Amazon o cualquier otro operador de estos pequeños vehículos aéreos no tripulados serán capaces de convencer de que están en condiciones de volar más allá de la línea de visión a través de pueblos y ciudades", dijo el experto a BBC Mundo.